De la Fuente acusó a Urribarri de especular con cuestiones ambientales

El director Departamental de Escuelas de Gualeguaychú y ex diputado provincial, Héctor De la Fuente, recordó la soledad en que reclamó, siendo legislador en 2010, por la aprobación de una ley que prohíba las fumigaciones en la provincia.

De la Fuente acusó a Urribarri de especular con cuestiones ambientales

Jueves, 04 de Octubre de 2018

Políticas

En ese marco, también rememoró la falta de apoyo del entonces gobernador Sergio Urribarri y ministro Pedro Báez, quienes hoy siendo legisladores presentaron una iniciativa que propone “la declaración de la emergencia sanitaria y ambiental en Entre Ríos por los efectos de la masiva aplicación de agrotóxicos” y realizaron diversas manifestaciones en defensa del medio ambiente.

“Parecería ser que de acuerdo al lugar que ocupamos las personas, políticamente hablando, son los posicionamientos que tenemos, lo cual es incoherente; parecería que son especulativas y no responden a convencimientos sino a momentos políticos y situaciones que te pueden beneficiar de forma personal”, analizó De la Fuente. “Lo que sentí en esos años es que había jornadas, se habilitaron discusiones sobre el tema y hubo diferentes profesionales que disertaron en la Cámara, pero eso se hacía para dilatar una decisión. Eso es lo que sentí en ese momento, en 2010, que buscaban ganar tiempo para no aprobar una ley porque había otros intereses”, reflexionó.

En declaraciones realizadas al programa A Quien Corresponda (Radio De la Plaza) De la Fuente recordó que “en 2010, fue muy en soledad el reclamo y se creía que lo que planteaba era algo imposible, algo que atentaba contra la economía de la provincia”. “Me hacían sentir en ese momento que no tenía en cuenta lo que significaba un proyecto de esta naturaleza para la economía de la provincia, cuando en realidad actué por convencimiento y con el acompañamiento de mucha gente que tenía un compromiso con este tema y con el asesoramiento de un experto como era Andrés Carrasco”, rememoró.

Celebró que “felizmente en Gualeguaychú hemos avanzado mucho la Municipalidad ha tomado la decisión, con la ordenanza, de prohibir el glifosato dentro del ejido urbano” y en ese marco contó que “la Municipalidad organiza una jornada de educación ambiental, en el marco del Primer Congreso Internacional referido a la temática, trabajando dentro del plan alimentario sano, saludable y soberano”.

“Felizmente después de tantos años estamos dando pasos porque cada vez hay más gente comprometida con este tema, aunque lamentablemente seguimos esperando desde la comunidad entrerriana que desde la Legislatura se trabaja en una legislación seria con la cual se pueda avanzar porque cada vez es más conocido todo lo que significa la fumigación con agrotóxicos, y está más que demostrado todo el daño que le están provocado al suelo, al aire, al agua y a la gente”, reflexionó.

En este contexto, también recordó la falta de apoyo del entonces gobernador Urribarri y el entonces ministro Pedro Báez, actual diputado provincial, quienes hace pocos días presentaron un proyecto que propone “la declaración la Emergencia Sanitaria y Ambiental en la provincia de Entre Ríos por los efectos de la masiva aplicación de agrotóxicos”.

“Parecería ser que de acuerdo al lugar que ocupamos las personas, políticamente hablando, son los posicionamientos que tenemos, lo cual es incoherente; parecería que son especulativas y no responden a convencimientos sino a momentos políticos y situaciones que te pueden beneficiar de forma personal o perjudicar y no tienen que ver con verdaderos convencimientos personales”, afirmó.

“A lo mejor el diputado Urribarri, transcurridos los años, puede tener posturas diferentes en función del conocimiento que ha ido adquiriendo; pero hay que ser claro y no sé por qué ha variado en su posicionamiento”, sentenció.

“También hay que ver las actitudes corporativas, porque se bajan líneas desde arriba y se dejan de lado los principios en función de ser leal a la postura del grupo político que se representa. Lo que sentí en esos años es que había jornadas, se habilitaron discusiones sobre el tema y hubo diferentes profesionales que disertaron en la Cámara, pero eso se hacía para dilatar una decisión. Eso es lo que sentí en ese momento, en 2010, que buscaban ganar tiempo para no aprobar una ley porque había otros intereses”, reflexionó.

Por otra parte, en relación con su trabajo en la Dirección Departamental de Escuelas, De la Fuente sostuvo que “en las escuelas de Gualeguaychú se trabaja bastante bien, articulado y con mucho apoyo de la Municipalidad que tiene en esto una postura muy clara y muy firme”.

No obstante, mencionó que “el sistema educativo está cargado de problemáticas y hay que trabajar en muchas de ellas, como violencia de género, educación vial y muchas otras de la vida cotidiana, entonces habría que replantear como trabajar con los docentes de un modo mancomunado con el municipio”.

Admitió que “en el Departamento cuesta tratar el tema, porque esta es zona de mucha producción agropecuaria, ligada a la siembra directa, que utiliza el sistema de fumigación y cuesta mucho hablar con los lugareños porque son los que dependen del trabajo en el campo. Falta conciencia a pesar de cada vez aparecen más casos desde la temática de salud”.

No obstante, destacó que “felizmente en la ciudadanía de Gualeguaychú veo un avance muy grande porque hay un apoyo muy fuerte a la ordenanza y al accionar del municipio que está avanzando decididamente” aunque