Los jubilados perderán por catorce puntos contra la inflación

Las jubilaciones subirán un 7,8% en diciembre, acumulando 28,5%. Siendo optimistas, perderán al menos por 14% contra la inflación.

Los jubilados perderán por catorce puntos contra la inflación

Miércoles, 03 de Octubre de 2018

Económicas

Nueve meses pasaron de la reforma previsional que incluyó un cambio en el cálculo de la fórmula de actualización de las jubilaciones. Por entonces, el gobierno aseguraba que la ley aprobada por mayoría en el Congreso era el mejor camino. Este martes se conoció que el aumento de diciembre será de 7,8% por lo que el año concluirá con una mejora del 28,5%.

Si la inflación no pasa la estimación oficial del 42% anual, la pérdida de poder adquisitivo de los haberes será de 14 puntos porcentuales. El haber mínimo pasará de $8.637 a $9.309. El 65% de las jubilaciones y pensiones están en el haber mínimo, son más de 4,5 millones de beneficiarios sobre un total de cerca de 6,9 millones de personas.

En agosto último un jubilado necesitó $21.127 para satisfacer sus necesidades básicas. La Pensión Universal del Adulto Mayor (PUAM), que ideó el Gobierno para reemplazar a las moratorias y otorgar un haber a quienes no completen los aportes necesarios, aumentará a $7.447, ya que representa el 80% de la jubilación mínima.

La AUH, que ajusta por el mismo índice, alcanzará los $1.826,79. "Por ahora no está prevista una ayuda especial para los jubilados", indicó este martes el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, al ser consultado por un bono de fin de año. Por ahora, solo los beneficiarios de AUH y otras asignaciones recibirán dos sumas fijas de $1.200 en septiembre y de $1.500 en diciembre. "Le pido a la gente que tenga paciencia, nos espera un momento difícil pero luego saldremos adelante", aseguró.

Si no hay sumas adicionales para los haberes, los jubilados serán el sector más damnificado de la sociedad en medio de la recesión. La ley de movilidad aprobada en diciembre 2017 prevé aumentos trimestrales, en marzo, junio, septiembre y diciembre. La fórmula combina la inflación (70%) y la evolución de los salarios formales (30%), que se consigna en el índice Ripte de la ahora Secretaría de Trabajo.

Como hay seis meses de rezago entre los datos y el ajuste efectivo, la jubilación de diciembre ajustará en base a información del trimestre marzo-junio. (Crónica)